El Madrid brilla y Vidal ayuda

El equipo de Zidane hizo una lectura perfecta en el partido ante el Inter, quien jugó con uno menos tras la expulsión de Vidal a los 33’.

Un Real Madrid que sorprendió. Luego del bajo partido en la Cerámica y las ya comentadas bajas de Benzema y Ramos, lo cierto es que los de Zidane hicieron un partido brillante en el San Siro.

Un partido, eso sí, que arrancó marcado por el fallecimiento de Diego Maradona, confirmado hace unas horas antes del encuentro, y que llevó a hacer uno de los minutos de silencio más profundos vistos antes de un partido. Y no era para menos.

Luego de la solemne pausa previo al pitazo inicial, el Madrid comenzó con las pilas puestas descolocando a un Inter cuya sorpresa se tradujo en el garrafal error de Barella sobre Nacho, dando paso a la pena máxima y a la apertura de la cuenta en los pies de Hazard. Recién a los 5’.

Los de Conte vivían un letargo en su reacción. Confundidos, incluso, ante un Madrid que no se molestaba en detener su ataque y seguía teniendo dominio del encuentro. A los blancos no le bastaba.

El Inter intentaba recuperar el balón como fuera y cuando lo hacía, los pases eran erráticos. Tampoco había tiempo de algún tipo de construcción, solo balonazos largos para intentar llegar al campo contrario, pero solo encontraron pelotazos muy arriba del travesaño que ni despeinaban a Courtois.

La debacle llegaría con Arturo Vidal. Un posible penal que fue desestimado por el juez Anthony Taylor, hizo que el chileno reclamara de forma desafiante al inglés que ya le había puesto una amarilla, por lo que no dudó en mandarlo a la calle. Tercera expulsión del ex Barcelona en una Champions, segunda ante el Madrid.

Ya para el segundo tiempo, aparecieron los cambios por parte de ambos equipos. El más destacado por parte del Madrid fue el de Mariano (que no tuvo su momento de gloria) por Rodrygo, quien tan solo llevaba un minuto en cancha cuando convirtió el 0-2 con una bolea fugaz.

Poco y nada se podía ver del Inter. Algún intento de profundidad al principio donde era primera vez que se mantenía un poco más de tiempo en el campo del Madrid. Pero nada mucho más.

Ni los tres cambios que intentó Conte, sacando incluso a Lukaku que casi ni se vio en el San Siro, pudo acercarse algo para intentar marcar el descuento.

Con esto, el Real Madrid queda muy bien en la Champions League, donde se enfrentará el próximo 1 de diciembre al Shakhtar y donde el “Míster” se hará una que otra pregunta respecto a sus próximos titulares.

Foto: @realmadrid

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*